Una familia herediana protege un bosque de 200 hectáreas

Don Carlos Víquez y doña Ligia desde 1971 cuidan un bosque de 200 hectáreas ubicado en la zona alta de Heredia. Doña Ligia es pintora, ella y su familia pusieron de nombre a la finca: “La Buhardilla”, cuyo significado es: la parte alta de una casa con ventanas para la entrada de luz, muy relacionado con ese sitio de inspiración en el que se convierte el bosque.

Fotografía de: Randy Herrera y Manuel Guerrero. Descripción: Puma concolor-monitoreo biológico.

 

Don Carlos indica que desde niño siempre ha sentido una fuerte conexión con la naturaleza, recuerda cuando su madre lo llevaba a la finca del abuelo en Varablanca, también de joven le gustaba ir a la montaña en su motocicleta; fue así como él y su familia decidieron adquirir esta extensión de terreno en la zona, “me paso ratos muy agradables ahí”. Cuando sus hijos estaban pequeños los llevaba a la finca “en brazos”; un poco más grandes, ellos y sus amigos se lanzaban a las pozas con lianas “como tarzán”. Don Carlos indica que cuando adquirió la propiedad “hacía unas grandes caminatas” y en una de esas ocasiones se encontró con un venado y menciona que sus miradas se cruzaron de una forma muy particular y en ese momento reconfirmó que debía dedicarse a conservar.

 

La propiedad de don Carlos se encuentra bajo el esquema el Pago por Servicios Ambientales en la modalidad de protección del bosque desde el año 2000; y en la finca se realiza el monitoreo biológico para determinar el estado de conservación del lugar.

 

Esta es otra historia de gente y bosques de la iniciativa Unidos por el Bosque de FUNDECOR.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Otras publicaciones
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square